Samsung Solve for Tomorrow

Compitiendo para crear un mundo mejor

«Su finalidad es ayudar a concebir y crear soluciones innovadoras que puedan resolver desafíos y eliminar riesgos a los que se enfrentan sus comunidades».

En 2009, Samsung Solve for Tomorrow empezó en Estados Unidos como una de las iniciativas de ciudadanía global de Samsung y actualmente se está llevando a cabo en 22 países, incluido Corea. Samsung está comprometido en apoyar soluciones tecnológicas para los problemas de la sociedad por un futuro mejor y Samsung Solve permite perfeccionar las mejores ideas innovadoras a través de un concurso. Todo el proceso es apoyado por empleados y mentores expertos de Samsung Electronics. Los equipos que llegan a la final reciben apoyo de mentores y fondos para prototipos, y tienen la oportunidad de materializar sus soluciones tecnológicas en un año.

Cifra global acumulada
de alumnos por país
1,838,212
(Criterio acumulativo estimado 2020)

Samsung Solve for Tomorrow anima a los creadores y pensadores a aplicar los conocimientos en CTIM (ciencia, tecnología, ingeniería y matemáticas) para encontrar soluciones innovadores y eficaces para abordar los desafíos y riesgos a los que se enfrentan las sociedades. Durante su programa, Solve for Tomorrow fomenta el desarrollo de capacidades que van más allá de las técnicas y que incluyen habilidades de comunicación, creatividad, pensamiento crítico, solución de problemas y compromiso cívico.

Samsung Solve for Tomorrow realiza dos programas diferentes para alumnos y adultos. Ambos programas siguen tres pasos para materializar las nuevas ideas: reconsiderar, idear y realizar. Se pide a los participantes que reconsideren el problema, encontrando la causa raíz, y que piensen en las formas más innovadoras y eficaces de abordar la causa raíz. En la última fase se requiere un plan para materializar la mejor idea y trabajar en el prototipo de la solución. Los equipos que llegan a la final reciben apoyo financiero para materializar los prototipos al año siguiente o, de forma alternativa, un paquete de productos Samsung para equipar las escuelas del equipo ganador con un entorno educativo de TI de última tecnología.

Desde sus comienzos en EE.UU. en 2009, Solve for Tomorrow ha ampliado su programa a 22 países de todo el mundo, incluido Corea. Durante la década que lleva ya en marcha, la iniciativa ha evolucionado involucrando a empleados de Samsung y a socios externos. En algunos países, se ha ampliado aún más en un proceso adicional implementando ideas seleccionadas en productos reales.

Una idea de un chico que no se sentía seguro en una zona escolar

¿Cómo podemos evitar accidentes de tráfico en una zona escolar?

Para garantizar la seguridad de los estudiantes que viajan en autobuses escolares, EE.UU. ha promulgado una ley que obliga a los coches del carril contrario a detenerse incondicionalmente y a los coches que van detrás del autobús escolar a no adelantar al autobús cuando este se detiene en una parada. Sin embargo, muchos conductores no cumplen la norma y, a veces, le cuesta la vida a estudiantes inocentes. Unos alumnos de Holly Grove, un colegio de secundaria de Carolina del Norte, tuvieron una idea para un sistema de seguridad del autobús escolar después de que vieran a un amigo cruzando la calle a punto de sufrir un atropello por un coche que pasaba.

Desarrollando un sistema inteligente para el autobús escolar

La idea de los estudiantes fue compartida con la comunidad y la policía local, y los responsables de tráfico del colegio se unieron para ayudar a los alumnos. Con su ayuda, los estudiantes realizaron una investigación y averiguaron que la mayoría de las señales existentes en las paradas de autobús de la zona no funcionaban adecuadamente. Empezaron a desarrollar una señalización inteligente de parada que fuera reconocida por los vehículos desde una distancia de 120 metros a algún autobús escolar.

Apoyo entusiasta de la comunidad local

El sistema inteligente del autobús escolar está siendo implementado actualmente en paradas de autobús donde se producen accidentes con mayor frecuencia, con el apoyo entusiasta del alcalde y los residentes de la zona. El objetivo de los estudiantes es reducir el índice de accidentes de tráfico en zonas escolares a menos de la mitad. Ahora, se está pensando ampliar el sistema por toda la ciudad y añadir una función de dirección por voz para los alumnos con baja visión.
1/3

Una idea de una chica que sufre diabetes

La diabetes es una enfermedad común crónica, más del 10% de la población mundial sufre este trastorno. Es también una de las enfermedades más difíciles de curar. Con la diabetes, el páncreas ya no puede producir insulina, de modo que un paciente con diabetes tiene que inyectársela en el cuerpo con una aguja. No obstante, la insulina portátil, que requiere una inyección rápida, es particularmente débil a altas temperaturas y puede perder fácilmente su eficacia por encima de 30 grados Celsius. Por eso, Valentina Avetta, una chica argentina que tiene diabetes de tipo 1, decidió desarrollar una solución que pueda comprobar visualmente la temperatura de la insulina.

El primer paso hacia un sueño

Valentina, que siempre ha estado interesada en las ciencias, estudió la estructura química que se decolora por el calor y desarrolló con sus amigos un microsensor que monitoriza la temperatura y avisa a los usuarios cuando la temperatura de la insulina portátil supera los 30 grados. A través de Samsung Solve, Valentina pudo materializar su idea, y también pudo compartir sus experiencias y hablar de su innovación en varios eventos públicos, recibiendo más apoyo por su investigación.

Convirtiéndose en una joven emprendedora

Aunque Valentina es ahora estudiante universitaria de Ingeniería Biológica, también ha montado su propia empresa para seguir su investigación y completar la solución del microsensor. También ha ejercido como uno de los jueces de Argentina Samsung Solve en 2019 y es un modelo para muchos adolescentes que aspiran a convertirse en innovadores y empresarios.